Editoriales

Gaceta


*Por: Raúl Terrazas Barraza

*Actividad económica riesgosa

Esta semana es de expectativa, porque se echará a andar la autorización del gobierno federal para que algunas de las empresas no esenciales, puedan iniciar actividades y, aunque hay luz verde para que, en los municipios que no registran casos confirmados de Covid19, se abra paso a retomar las acciones que hasta el pasado mes de marzo eran normales.

Hay controversia respecto a la forma en que se retoman las actividades y lo básico es que se haga con todas las medidas de prevención potenciadas, para evitar que la presencia de personas en sus centros de trabajo y el hecho de que la gente comience a salir a las calles so pretexto de que ya lo autorizó el presidente de la República, Don Andrés López Obrador, generará situaciones complicadas en la contención de la pandemia del virus corona.

La paralización de las actividades y quedarse en casa para reducir el número de contagios ya tiene a infinidad de personas al borde de la desesperación, incluso, la corriente esa de no creer en la advertencia del subsecretario de Prevención y Promoción de la Salud de la Secretaria de Salud Federal, Hugo López-Gatell Ramírez, ha crecido, bajo la premisa de que no tienen familiares o personas que hayan sido infectadas por el virus originario de China y que se ha propagado a decenas de países del mundo.

Retomar las actividades que la gente llevaba a cabo sin riesgo alguno hasta febrero de este año, tiene todavía implicaciones que podrían derivar en más casos de infectados, de manera que, además de las recomendaciones de la Secretaria de Salud Federal y de la postura de las autoridades estatales, para aguantar un poco más ya que, los casos no bajan en la forma esperada, es algo que, desde una perspectiva persona, familiar y de comunidad tiene que repensarse.

Desde el segundo mes comenzó la canaleta de que las cosas podrían complicarse de no contar con el respaldo de la sociedad y, aunque la cantidad de casos se logró mantener baja hasta hace unos 15 días, el hecho de que haya más de dos mil personas que se enferman de Covid19 por día, es un dato que expresa la complicación de la pandemia, no le hace que se eche la culpa de ello a las aglomeraciones que se dieron el Día del Niño, debido a que miles de personas salieron a las calles para el festejo, sin considerar el riesgo.

Además de la versión oficial del equipo del Presidente López Obrador, ya hay más voces de profesionales y científicos de la salud que, como infectólogo Francisco Moreno Sánchez, titular de Medicina Interna del Centro Médico ABC, quien cree los mexicanos deben de quedarse en casa todavía unas dos o tres semanas, para evitar que los contagios se den en los mismos niveles que hasta ahora y también, aseveró que la medida de que los estudiantes de todos los niveles no vayan de nuevo a las aulas, sino que concluyan el semestre en línea, es positiva en todo los sentidos.

Es inicio de semana de actividades en empresas no esenciales, con la idea de que la economía se reactive y lo ha autorizado el Gobierno, aunque en el caso de las entidades, se dejó la responsabilidad a los Gobernadores, algunos de los cuales comenzaron a trabajar sobre ello desde el viernes pasado, tras la reunión de uno de los grupos de mandatarios que estuvieron en la ciudad de Morelia, Michoacán.

Sostener que se trata de sobreponer la economía sobre las medidas sanitarias para la contención de la pandemia, quizá suena extraño, pero, en un binomio que requiere mucha precaución, porque se está en un punto en el cual, privilegiar la economía podría ser inversamente proporcional a la salud y que está última sea el centro de las actividades, da margen a estragos en la economía, por ello, se mantenga en picada, de ahí que, encontrar el punto exacto de convergencia será lo delicado.

Los otros.

Casi todas las patrullas de las corporaciones policiacas terminan por descomponerse ya que, sus tripulantes al estar de guardo en los puntos que, asignados, jamás se bajan de las unidades, se quedan en el interior en el aire acondicionado que hacen funcionar por largas horas y sin tomar en cuenta el gasto de combustible que ello implica.

Remontados al pasado pasado, las unidades no tenían aire acondicionado, mientras que, en el pasado reciente, si lo tenían, pero, se usaba solo cuándo el vehículo estaba en movimiento, para evitar que se tronaran los motores debido al calentamiento.

En el presente, cierto es que, las unidades son más modernas y puede soportar largos periodos encendidas con el aire acondicionado puesto para dar confort a los agentes, quienes, en términos reales, le salen más caros al gobierno, porque debido a no bajarse de las patrullas para estar pendientes de sus objetivos de comisión, se echan todo el tanque de gasolina con los vehículos parados, con la complacencia de sus directivos.

Las patrullas ahora dan doble servicios, trasladan a los agentes a todos los sitios a los que deben de acudir con mucha comodidad y funcionan como cuartos con aire acondicionado cuando se encuentran en modo de vigilancia permanente en cualquier sitio de las ciudades.

A precios actuales, un tanque de gasolina de cien litros y de la más barata cuesta más de mil 600 pesos y seguro que, en un turno de ocho horas entre patrullaje y vigilancia con la unidad estacionada, pero, el aire acondicionado puesto, se podría gastar más de mil pesos, de ahí que, los asuntos de seguridad se lleven desde hace varios años, más del 20 por ciento del Producto Interno Bruto, PIB, del país.

Hay patrullas estacionadas que vigilan objetivos como instituciones, domicilios en los que ocurrieron hechos que se encuentran en proceso de investigación por la Fiscalía especial, tiendas de autoservicios y de conveniencia e instituciones públicas.

Obvio, para algunas actividades necesarias en la sociedad, el gasto de combustibles no importa, pero, en otras como el transporte público, es un lío grande ya que, su precio tiene en jaque a las empresas, las cuales buscan el apoyo del Gobierno para subir las tarifas, pero, en aras de proteger la economía de los usuarios, éste no da entrada a las propuestas de las empresas.

Ver más

Artículos relacionados

Ver también

Close
Back to top button