Editoriales

Gaceta

Por: Raúl Terrazas Barraza

Vacaciones, el dilema casa o playa.

Con los destinos de playa llenos de paseantes, visitas a ciudades emblemáticas, pueblos mágicos y a parientes que viven en ciudades diferentes, así como, la fiebre de las vacaciones de Semana Santa y todo aquello que envuelven sea religioso, asueto o una pausa para aprovechar que los niños y jóvenes no van a las escuelas en dos semanas, resulta que los mexicanos somos de los habitantes del mundo con menos días de vacaciones pagadas.

En países como Inglaterra, Francia, Dinamarca o Finlandia, los períodos de asueto son mayores a 25 días, es decir, se ausentan un mes de sus obligaciones laborales

En México, de acuerdo con la Ley Federal del Trabajo, los empleados que tienen más de un año de trabajar en cualquier empresa o negocio, disfrutarán de un período anual que no puede ser inferior a seis días laborables y aumentará en dos días hasta llegar a doce, por cada año trabajado.

Sin embargo, esto no es todo, porque una investigación social realizada por la empresa del victorense Francisco Abundis Luna, encontró que, a pesar de escasos días de vacaciones, una gran parte de los ciudadanos nunca las disfruta, porque el 62 por ciento de las personas que fueron encuestadas, dijeron que no descansan.

Además, dos de cada 10 personas, comentó que sale de vacaciones una vez al año, nueve por ciento dos veces y el seis por ciento más de tres veces.

En lugar de que los mexicanos se canteen más hacia el estilo de los ingleses, franceses o finlandeses, el estudio de opinión realizado a fines de marzo y principios de abril de este año, precisa que, aumentó en un siete por ciento la cantidad de personas que dicen nunca salir de vacaciones, al pasar del 55 al 62 por ciento del año 2006 a la fecha, por tanto, prefieren quedarse en casa, cuya causa en una gran parte de los casos, tiene que ver con razones de carácter económico.

Es más, ni siquiera la Semana Santa, como la que acaba de pasar, considerada la de mayor movilización de personas hacia los sitios de recreo durante el año, es utilizada por los mexicanos para salir de casa, ya que, el 72 por ciento de los entrevistados, dijo que no lo hace.

Eso sí, del resto qué se va a disfrutar los días de asueto por la festividad religiosa, prefieren en un 49 por ciento las playas y en un 22 por ciento los pueblos mágicos, el 10 por ciento disfruta ir a las zonas arqueológicas, el siete por ciento va a los bosques, el cinco por ciento a los sitios coloniales y sólo el tres por ciento va al extranjero.

Por el período vacacional, el estudio de opinión realizado por la empresa de Abudis Luna, es oportuno en todos los sentidos porque considera variables que permiten describir muy bien el escenario en el que se mueven los mexicanos.

Existen cosas que cambiaron respecto a los viajes, uno de ellos, que las personas tenían como segunda fuente de información para organizar sus viajes la televisión y ahora ocupa el tercer sitio, en tanto otros medios que tienen promoción turística son poco usado y solo el siete por ciento, dice que va a las agencias de viaje para definir a dónde y cuándo se va.

Ahora los viajeros investigan casi todo en la Internet y el sitio preferido para sus reservaciones y hasta los pagos por aquellos servicios que usarán, el 56 por ciento dijo usar la red, mientras que, hace más de 10 años, la información para viajar se obtenía de amigos y parientes, quienes recomendaban sitios para el descanso.

Cosas que no cambian en cuánto a su uso, es el medio de transporte para ir a los sitios de recreo, porque los autobuses son los más usado, el 48 por ciento de los entrevistados en el estudio de la empresa de investigación social, así lo hizo saber, mientras que el 45 por ciento usa su automóvil, el cinco por ciento es el que viaja en avión y en esta variable, de nuevo lo económico determina el uso, ya que, por mucho es más barato trasladarse en autobús.

La razón del porqué, es bien sencilla, resulta que el 80 por ciento de quienes salen de vacaciones, lo hacen en familia, en tanto que, nueve por ciento viaja solo y el siete por ciento lo hace con amigos

Para invertir en las vacaciones, el 46 por ciento de las personas que fueron encuestadas, habló de un promedio de entre mil y cinco mil pesos para salir de vacaciones, el 27 por ciento, comentó que invierte entre cinco y 10 mil pesos, el siete por ciento de 10 a 20 mil y el seis por ciento invierte menos de mil pesos en su asueto.

Aquí es cuando cobra vigencia férrea la afirmación aquella de que, sí no tiene para quedarse, menos para irse de vacaciones, cuándo algunas personas preguntan a otras sobre el plan que armaron para disfrutar la semana santa y además, deja en claro que es por la situación económica que los mexicanos no vacacionan en el extranjero, es más, hasta podría decirse que, debido al aumento entre los que salen y no salen de vacaciones en los últimos 13 años, puede decirse que las vacaciones son un artículo de lujo.

Con la gravedad en este año que, quienes no pudieron salir, debieron de aguantar las visitas, caminatas, reuniones y charlas con los candidatos de todos los partidos políticos que andan en campaña para buscar una curul en el Congreso del Estado, porque hay elecciones con ese fin, el dos de junio venidero.

Obvio, como las campañas comenzaron el día 15 de abril pasado, los candidatos andan bien filosos, frescos y con la adrenalina a tope, ya que, tienen hasta el 29 de mayo para convencer a los ciudadanos que tienen credencial para votar con fotografía, de que, cuando vayan a sufragar a las urnas, lo hagan por ellos.

Hasta el domingo pasado, los prospectos de los partidos políticos, que ahora son de siete y un independiente, por uno de los Distritos de Nuevo Laredo, aprovechar hasta el último rayo de sol en playas, balnearios naturales, pueblos mágicos y hasta en las albercas públicas para llevar su mensaje político a los ciudadanos e invitarles a que acudan a votar el primer domingo de junio.

Esta semana no es la excepción y a sabiendas de que los padres de familias están unas horas más en sus viviendas, porque allí están sus hijos y deben de cuidar de ellos, los candidatos incrementaron los recorridos por sectores y colonias de sus distritos, si olvidar que apuestan mucho a su triunfo a la publicidad que colocan en sitios visibles de las ciudades y el trabajo que sus colaboradores hacen en redes sociales.

A casi 10 días de campañas con escenarios favorables como infinidad de puntos de reunión por las vacaciones de Semana Santa, todavía no puede hablarse de que haya candidatos bien posicionados con el electorado, es más, los sondeos realizados con la finalidad de analizar la penetración lograda en el arranque de las campañas, no revelan que haya uno o dos de ellos que tomasen ventaja, se mantiene la percepción en el sentido de que, la gente votará por los partidos, no por los candidatos y bajo esa premisa todo apunta a que se repita el fenómeno de la elección federal del año pasado.

Ver más

Artículos relacionados

Ver también

Close
Back to top button